Respuesta al caso 21

Respuesta: Larva de Trichinella spp.

Este es el aspecto clásico que presentan las larvas de Trichinella enrolladas en el músculo. No podemos determinar la especie tan solo mirando la biopsia, aunque podríamos clasificar al nematodo en el grupo de encapsulados (T. spiralis) o no encapsulados (T. pseudospiralis).

Con los controles actuales es difícil contraer la enfermedad (triquinelosis) al comer carne comprada en supermercados y carnicerías. Sin embargo, sí que existe cierto riesgo al comer carne de caza (especialmente jabalí) o cerdos procedentes de mataderos caseros y no inspeccionados por las autoridades veterinarias. En otros paises como en EEUU, el riesgo proviene al comer oso, jabalí, zorro, o pumas.

Para prevenir la triquinelosis, conviene cocinar bien la carne (más de 71°C). Al congelar, salar o curar la carne, se pueden matar la mayoría de larvas, pero no todas, así que conviene cocinar la carne.

Anuncios

Respuesta al caso 20

A pesar de que estemos tentados en decir la especie de este parásito, debemos conformarnos con el género y decir que la respuesta que daríamos a este caso sería: Echinococcus spp.

La clave para identificar Echinococcus reside en ver los protoescólex con los ganchos internos.

COW answer

 

Entrevista a la Dra. Mar Siles

PERFIL BIOGRÁFICO

  • Nombre: María del Mar Siles Lucas
  • Entidad a la que pertenece: CSIC (IRNASA)
  • Correo electrónico:          mmar.siles@irnasa.csic.es

Soy licenciada en Farmacia por la Universidad Complutense de Madrid. Realicé el doctorado entre las Universidades de la Complutense de Madrid y de Zúrich leyendo mi tesis doctoral en 1994.

Después fui Postdoc/Assistant en la Universidad de Berna, Suiza, Investigador Visitante en la Universidad Federal Rio Grande del Sur, Brasil, y regresé a la Universidad de Berna, Suiza, hasta el 2001 momento en el que conseguí un contrato “Ramón y Cajal” en la Universidad de Salamanca, donde fui Profesor Contratado Doctor en el año 2006.

En el 2007 empecé a trabajar en el IRNASA, CSIC, donde ahora soy Investigador científico y Vicedirectora del mismo. Además realizo asesoría para organizaciones como Disease Control Tools y la Organización Mundial de la Salud, dentro del “Informal Working Group on Echinococcosis”.

ENTREVISTA

  • ¿Cuáles son sus líneas de investigación y su objetivo en este momento? ¿Con que personal cuenta cada una de ellas?

Mi actividad científica está enmarcada dentro de la línea de investigación de Parasitosis y Zoonosis Parasitarias del IRNASA, y tiene como objetivo principal el estudio de la biología parasitaria y de la relación de los parásitos con sus hospedadores. Mi trabajo se basa en el empleo de técnicas moleculares de última generación. Los conocimientos derivados de este objetivo principal son aplicados al desarrollo de herramientas diagnósticas comercializables, y a la obtención y caracterización de vacunas antiparasitarias.

Trabajo con parásitos que afectan tanto a animales como a humanos, llamados zoonóticos, y especialmente aquellos que representan un problema tanto en países desarrollados como en países en vías de desarrollo. Junto con mis colaboradores, he desarrollado herramientas para el diagnóstico de la giardiosis y la amebosis (comercializadas por la empresa Certest Biotec), la hidatidosis (comercializada por la empresa Vircell y cuyo desarrollo fue premiado por el Colegio Oficial de Médicos de Valladolid) y la esquistosomosis. También he participado en el desarrollo de vacunas experimentales contra la hidatidosis alveolar y la esquistosomosis.

Actualmente, mi interés se ha extendido a otros parásitos muy importantes zoonóticamente: Taenia y Fasciola. Además colaboro de forma activa con el Grupo de dirofilariosis animal y humana de la Universidad de Salamanca. Actualmente, en el IRNASA contamos con dos técnicos, un estudiante de doctorado y un postdoc para estas líneas.

  • ¿Cuáles son, a su modo de ver, los principales avances o hallazgos  alcanzados en el área de Parasitología durante los últimos años?

Los avances en genómica, proteómica y transcriptómica, aunque la parte de data mining teórica para los nuevos datos generados todavía es mejorable.

  • ¿Cuál o cuáles han sido los principales hallazgos a lo largo de su carrera científica?

Especialmente aquellos que se reflejan en una aplicación directa, como los antígenos recombinantes que se han utilizado por las compañias biotec Certest y Vircell para el desarrollo de kits comerciales aplicables al diagnóstico de giardiosis, amebosis e hidatidosis.

Una parte importante de mis hallazgos y aprendizaje se realizó, sin duda, durante mi primera estancia Postdoctoral en Berna, en el laboratorio del Prof. Gottstein, donde tuve la oportunidad de enfocar mis conocimientos a la realización de experimentos con gran rigor científico.

  • ¿Cómo surgió su vocación científica?

En realidad fue de rebote. Estaba haciendo un curso de experto en tecnología de los alimentos, justo al terminar la licenciatura, y buscando trabajo. En el curso había una chica, Laura Bravo, que ahora es directora de un instituto del CSIC en Madrid, que también era alumna en ese momento, y trabajaba en el departamento de nutrición y bromatología de la facultad de farmacia de la UCM. Ella me comentó que había visto un cartel en el departamento de parasitología en donde se ofrecía la posibilidad de realizar una tesis doctoral. Fui y me seleccionaron.

  • ¿Cuál es su opinión acerca de cómo está articulada la carrera científica en España?

La articulación teórica está bien planteada; sin embargo, la aplicación práctica de esa articulación es defectuosa, y cada vez será más difícil de seguir, específicamente por los problemas económicos que resultan en la prolongación de la carrera investigadora hasta poder llegar a dirigir tu propio grupo de investigación hasta edades muy avanzadas. Cuando el investigador llega a ese punto, normalmente está desanimado. Si sigue con un ánimo positivo, muy pronto se dará cuenta de que investigar en la mayor parte de los OPIs en España es muy complicado; las circunstancias no facilitan el desarrollo pleno de las ideas investigadoras.

  • ¿Qué consejos podría ofrecer a los jóvenes investigadores que inician su carrera investigadora o a los que llevan ya un tiempo en el área de Parasitología?

Lo mejor que pueden hacer, tanto para su carrera como para su desarrollo personal, es pasar unos años en el extranjero, a ser posible en un laboratorio competitivo.

  • ¿Cuáles son sus retos científicos a día de hoy tanto a nivel nacional como  internacional?

Principalmente, la generación de conocimiento que lleve al desarrollo de herramientas que permitan mejorar los aspectos de control de ciertas enfermedades parasitarias, y concretamente a la definición de candidatos para la mejora de métodos diagnósticos y para el desarrollo de nuevas vacunas.